Cómo sincronizar los archivos, fotos, vídeos y contactos del iPhone y del iPad

Descubre las mejores formas de garantizar que tus archivos al completo estén sincronizados en todos tus dispositivos Apple.

Imagen de las aplicaciones de Dropbox para móviles y escritorio

¿Por qué debería sincronizar mi iPhone con mi iPad?

Si ya es difícil coordinar y administrar los archivos en el ordenador y el smartphone, al añadir una tablet a la ecuación, la cuestión puede parecer un auténtico laberinto digital. Es lógico querer acceder fácilmente a todos tus archivos desde cualquiera de tus dispositivos, pero, si vas a ciegas, puede ser complicado.

La sincronización de un iPad o un iPhone con un ordenador es bastante sencilla, pero la sincronización entre los dos primeros puede ser algo más enrevesada. Así que veamos algunas de las razones por las que querrías sincronizar el iPhone con el iPad.

Un iPad es mucho más que un iPhone grande. Hay muchas razones por las que se puede utilizar uno en lugar de otro, en función de la tarea que se vaya a realizar, y puede que quieras tener los mismos archivos accesibles en cada uno de ellos.

Por ejemplo, si eres ilustrador, te resultará mucho más fácil dibujar en la superficie de un iPad, ya que es más grande. Sin embargo, una vez que hayas creado tu obra maestra, querrás compartirla con el mundo en Instagram. Dado que Instagram en un iPad no ofrece la experiencia de usuario más fluida, es posible que prefieras utilizar la aplicación en el móvil. O quizás sea al revés: la cámara del iPhone es mejor, pero prefieres editar los vídeos en el iPad.

No se trata solo de poder cambiar de dispositivo sin perder el ritmo. Se trata de tener acceso a tus cosas estés donde estés. Es probable que lleves el móvil encima cuando estés fuera, pero puede que no siempre tengas a mano la tablet. Te gustará saber que puedes acceder fácilmente a todos tus archivos, ya sean documentos del trabajo, fotos, música, etc., desde el dispositivo que tengas cerca.

También es una cuestión de organización. Tener que rebuscar en varias carpetas de varios dispositivos para encontrar la foto que necesitas lleva mucho tiempo y es innecesario. Resulta más eficiente tener todos tus archivos juntos en un solo lugar al que puedas acceder desde todos los dispositivos.

Estos son algunos de los archivos que quizás quieras tener a mano en cualquier dispositivo:

  • Tus fotos y vídeos: Eso de tener la cartera llena de fotos de la familia ya ha pasado a la historia. Lleva todas tus fotos en todos tus dispositivos para que tus preciosos recuerdos te acompañen adondequiera que vayas.
  • Tu trabajo: Últimamente, nuestra vida laboral no se limita a un escritorio en la oficina. Al tener los archivos de trabajo a mano, independientemente de si estás usando el iPhone o el iPad, no te presentarás nunca a una reunión importante sin los documentos que necesitas y podrás enviar los archivos que te pidan urgentemente mientras estás fuera de casa.
  • Tus aplicaciones: Sincronizar las aplicaciones entre el iPhone y el iPad también es muy útil. Las aplicaciones pueden ser diferentes en las tablets y en los smartphones, así que es posible que quieras aprovechar las características únicas que ofrecen cada uno.
  • Tus archivos personales: Aparte de los documentos de trabajo, es probable que tengas archivos personales que te convenga guardar en tu dispositivo móvil y en tu tablet. Es importante tener a mano ciertos documentos, como una fotocopia escaneada del DNI o de la tarjeta del seguro, por si tienes que hacer una reserva, realizar un pago o pedir una cita de forma repentina.
  • Cuentas y contraseñas: Ahorrarás algo de tiempo si guardas tus cuentas y contraseñas en todos tus dispositivos para poder iniciar sesión rápidamente, uses el que uses.
  • Tu música: Si prefieres tener una biblioteca de música en lugar de usar servicios de streaming, como Spotify, te resultará útil tener acceso a toda tus canciones en todos tus dispositivos, independientemente de si alguno de ellos está conectado a tu cuenta de iTunes.
  • Tus contactos: Tiene sentido tener todos tus contactos juntos, así no tendrás que buscar en varios dispositivos para encontrar los datos que necesitas.

Sincronizar el iPhone y el iPad no es tan sencillo como sincronizar cualquiera de ellos con el ordenador. Además, Apple no fabrica ningún cable que conecte ambos dispositivos, así que tendrás que usar Internet para ello.

Sincronizar el iPhone con el iPad de forma inalámbrica mediante iCloud

Por desgracia, utilizar iCloud para sincronizarlo todo al instante no es tan sencillo como parece. Para ello, tendrás que ir a la aplicación Ajustes en ambos dispositivos y definir manualmente qué aplicaciones y contenido quieres sincronizar.

Pasos para completar la sincronización:

  1. Primero, asegúrate de haber iniciado sesión con el mismo ID de Apple en ambos dispositivos y de que los dos tengan la conexión wifi activada. En la sección iCloud de la aplicación Ajustes, verás una lista de aplicaciones que se pueden sincronizar en todos tus dispositivos; puedes activar o desactivar la sincronización para cada una de ellas.
  2. Después, ve a la sección Contraseñas y Cuentas de Ajustes para asegurarte de que ambos dispositivos tengan las mismas cuentas de correo electrónico vinculadas.
  3. Asegúrate de que todos los valores coincidan en ambos dispositivos.

Una vez definidas todas las opciones, cualquier cambio que se realice en una aplicación sincronizada se actualizará en todas partes. Por ejemplo, si añades algo en el calendario del iPhone, el del iPad se actualizará en consecuencia.

Es importante tener en cuenta que el método anterior permite sincronizar datos de aplicaciones específicas entre el iPhone y el iPad, pero no sincronizar todo el contenido por completo. Si has estado usando ambos dispositivos y tienes diferentes archivos guardados en cada uno, no podrás sincronizarlos instantáneamente. Si quisieras sincronizarlo todo de una sola vez, tendrías que restaurar uno de los dispositivos a su configuración de fábrica, lo que eliminaría todo el contenido.

Sin embargo, si uno de los dispositivos es nuevo, será más fácil replicar el contenido del otro dispositivo creando una copia de seguridad de iCloud de este y restaurándola en el nuevo cuando lo configures. Esto sincronizará casi todos los datos entre tus dos dispositivos, excepto los archivos ya almacenados en iCloud (por ejemplo, los contactos, las notas, las fotos y los mensajes), los ajustes de Touch ID y Apple Pay, y la biblioteca de música de iCloud.

Fotos de iCloud y Biblioteca musical de iCloud son partes independientes de iCloud que tendrás que activar manualmente. A continuación, te explicaremos algunas desventajas que presenta el uso de iCloud a la hora de sincronizar las fotos, los videos y la música en todos los dispositivos.

Inconvenientes de usar iCloud para sincronizar el iPhone y el iPad

Aunque se puede llegar a suponer que iCloud es la forma más fiable de sincronizar el iPad y el iPhone, no es necesariamente así. Como hemos mencionado, el proceso no es tan fluido como cabría esperar, especialmente si ya se tiene contenido diferente en cada dispositivo.

Además, no es que iCloud sea especialmente fácil de usar con dispositivos que no son de Apple. Conservarlo todo en iCloud puede ser un problema si cambias a un dispositivo Android más adelante o si no tienes un ordenador Mac. Hasta cierto punto, puedes utilizar iCloud en dispositivos que no son de Apple, pero de forma limitada.

Aunque el almacenamiento de iCloud ofrece 5 GB de espacio gratuito, ese espacio no solo se utiliza para tus archivos personales, sino también para otros de gran tamaño como las copias de seguridad, por lo que se llena rápidamente. Una vez que te quedas sin espacio libre en iCloud, mantener tus dispositivos sincronizados se vuelve inviable.

Fotos de iCloud ofrece dos opciones para almacenar las fotos en el dispositivo. Si seleccionas "Optimizar almacenamiento", tus fotos se guardarán en iCloud, pero las versiones de menor calidad se seguirán almacenando en el dispositivo, lo que significa que tus fotos continuarán ocupando espacio aunque estés usando iCloud. Si seleccionas "Descargar y conservar los originales", tus fotos se conservarán con la máxima calidad tanto en tu teléfono como en iCloud, sin ahorrar nada de espacio.

Independientemente de la opción que elijas, con Fotos de iCloud, si eliminas una foto en el iPhone o el iPad, también se eliminará de iCloud, y viceversa, lo que puede hacer que pierdas accidentalmente fotos y vídeos importantes.

Biblioteca musical de iCloud presenta riesgos similares. No es compatible con En familia, ya que iCloud está diseñado principalmente para uso personal, por lo que las funcionalidades para compartir archivos y colaborar en ellos son limitadas. La cosa también puede complicarse si intentas subir canciones duplicadas o que no hayas descargado de iTunes. Al igual que con Fotos de iCloud, puede llegar a ser difícil descifrar qué archivos están almacenados de forma local y cuáles en la nube; además, si tienes diferentes canciones descargadas en cada dispositivo, combinarlas puede ser un engorro.

Aun así, es posible que quieras mantener ciertas cosas sincronizadas mediante tu ID de Apple. Puedes seguir sincronizando los contactos del iPhone con el iPad y elementos como el calendario, las notas y las aplicaciones, pero, en el caso de los archivos multimedia y los documentos personales, hay mejores maneras de gestionarlos de forma más fluida y flexible.

Solución: usa Dropbox para sincronizar el iPhone y el iPad

La forma más sencilla de asegurarte de que ambos dispositivos estén sincronizados es usar Dropbox como medio principal de almacenamiento. Con la aplicación de Dropbox para iOS, puedes transferir automáticamente los archivos del iPhone o el iPad directamente a tu cuenta de Dropbox.

Dropbox contendrá todos tus archivos, a los que podrás acceder fácilmente desde cualquier dispositivo con conexión a Internet. Dropbox no solo ofrece más flexibilidad, sino que también te permite ahorrar mucho espacio en el dispositivo. Puedes tener todos tus archivos almacenados en la nube y solo descargar en tu dispositivo los que necesites editar o consultar temporalmente sin conexión. Incluso puedes editar archivos de Microsoft Office directamente en la aplicación de Dropbox para iOS, por lo que no tendrás que almacenarlos localmente mientras trabajas en ellos.

También puedes activar las subidas desde cámara. Esto permite que Dropbox suba fotos incluso con la aplicación cerrada, para que puedas eliminarlas de tu dispositivo por completo una vez que estén protegidas en la nube.

Gracias a la función de recuperación de archivos, no correrás el riesgo de eliminar una foto o canción de tu iPhone y perderla por completo, como pasaría si usaras iCloud. Con Dropbox, compartir archivos y colaborar en ellos es más fácil que nunca.

También puedes usar Dropbox como biblioteca de fotografías, de modo que no solo se sincronizarán los archivos entre el iPhone y el iPad, sino que también podrás acceder a ellos desde cualquier dispositivo con conexión a Internet.

Accede a Dropbox desde la aplicación Archivos del iPhone y el iPad

Todos los dispositivos iPadOS y iOS vienen con la aplicación Archivos de Apple preinstalada. Los archivos que creas o descargas en tu iPhone o iPad se guardan en la aplicación Archivos, ya sea que se almacenen de forma local o en la nube. Lo que quizás no sepas es que tus carpetas de Dropbox se añaden automáticamente a la aplicación Archivos, para que puedas acceder a todo el contenido desde un solo lugar.

Tener Dropbox en Archivos hace que sea más fácil que nunca guardar contenido en la nube y, al mismo tiempo, acceder a él de forma simple y rápida. Con la aplicación Archivos también es sencillo mover los archivos de tu dispositivo o iCloud a Dropbox.

Accede a Dropbox desde la aplicación Archivos

    1. Descarga la aplicación de Dropbox para iOS desde App Store.

    2. La aplicación Archivos creará automáticamente una carpeta de Dropbox en "Ubicaciones". 

    3. Tu carpeta de Dropbox permanecerá en la aplicación Archivos y se actualizará automáticamente mientras tengas la aplicación de Dropbox en tu teléfono.

Desde la aplicación Archivos, puedes explorar, ver, descargar, copiar, mover, cambiar de nombre y editar los archivos de Dropbox, así como subir archivos directamente a tu carpeta de Dropbox desde las aplicaciones compatibles.

Ahórrate el engorro y las limitaciones que supone sincronizar tus archivos con iCloud. Al pasar los archivos del iPad y el iPhone a Dropbox, podrás acceder a ellos no solo desde esos dos dispositivos, sino desde cualquier otro que tenga conexión a Internet.

Sincroniza el iPhone y el iPad para ganar flexibilidad

Infórmate aquí