Recrea conversaciones espontáneas

Priorizar lo virtual | Kit de trabajo en equipo

Las organizaciones saludables dependen de vínculos básicos pero significativos entre sus equipos. Usa este ejercicio para construir puentes entre grupos que no se conocen bien, hacer que las reuniones sean más humanas y fomentar encuentros fortuitos virtualmente.

 

5-30 MINUTOS | PRÁCTICAS PARA EQUIPOS VIRTUALES

true

Paso 1. Prueba a romper el hielo con un juego

Empieza la reunión de forma más cercana con alguna de estas actividades:

  • Grupos pequeños (hasta 6 personas): Da la bienvenida a todos por su nombre de pila y pide a los nuevos participantes que se presenten. Elige una actividad y pide a cada persona que comparta sus respuestas.
  • Grupos grandes (7 personas o más): Elige una actividad para todo el grupo. Luego, divide a los participantes en subgrupos de 3 a 4 personas para compartir respuestas.
ACTIVIDADES PARA ROMPER EL HIELO CÓMO FUNCIONA

Ritual de bienvenida (5–10 minutos; 1 minuto por persona)

Pregunta a los miembros del equipo cómo se sienten al elegir una de estas preguntas.

 

  • ¿Qué tiempo hace hoy dentro de ti (soleado, tormenta, nublado, llovizna) solsol detrás de una nube pequeñasol detrás de una nubesol detrás de una nube de lluvianube con relámpagos y lluviatornado)?
  • Describe en una palabra o en un color: ¿cómo te sientes?
  • Si tu estado de ánimo en este momento fuera un animal, ¿cuál sería? ¿Por qué?
  • ¿Qué has hecho esta semana que hayas disfrutado?
  • Comparte un aspecto positivo y uno mejorable de la semana.
  • De manera abstracta, dibuja cómo te sientes actualmente. Puede ser, por ejemplo, una nube flotando en el cielo o un caracol escondido en su concha. Muestra tu dibujo a través de la cámara y coméntalo.

Preguntas rápidas (5–10 minutos; 1 minuto por persona)

Elige uno o dos de estos juegos para romper el hielo. Así evitarás que se haga un silencio incómodo en la llamada de Zoom.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

  • Conociendo a los nuevos compañeros y compañeras
    • ¿Dónde creciste?
    • Si fueras una persona famosa, ¿por qué lo serías?
    • ¿Qué cosas pequeñas o inesperadas te dan alegría?
    • Cuando eras pequeño, ¿qué querías ser de mayor? ¿Se parece a lo que haces ahora?
    • ¿Hay algo importante sobre ti que tus compañeros deberían saber?
    • ¿Qué es lo más emocionante que estás haciendo actualmente en el trabajo?
    • ¿Cuál es tu mayor reto ahora mismo?
    • ¿Cómo podemos ayudarnos mutuamente?
  • Formas de trabajar
    • ¿Qué hábitos o rituales te ayudan a mantener la concentración?
    • ¿Qué te despierta le energía creativa?
    • ¿Qué te hace destacar? ¿Cómo te liberas de la tensión?
    • ¿Qué te ayuda a hacer que las cosas fluyan?
    • ¿Cuál ha sido el mejor proyecto en el que ha trabajado? ¿Qué es lo que más te gustó de ese proyecto?
    • ¿Cuál es el proyecto en el que has trabajado que te ha presentado más retos? ¿Por qué te presentaba retos?
    • ¿Cuál es tu mejor consejo para ser más eficiente?
  • Superpoderes
    • ¿Cuál de tus talentos destaca en tu puesto actual?
    • ¿De qué talento solías presumir de niño? 
    • ¿Cuál es tu superpoder (por ejemplo, eres de esas personas que se duermen en cualquier lugar)?
    • ¿Qué puedes enseñar en un minuto?
  • Soñar con el futuro 
    • ¿Qué objetivo, personal o profesional, esperas alcanzar este año?
    • Si pudieras dedicarte al trabajo que quisieras, ¿cuál sería y por qué? 
    • ¿Qué habilidad te gustaría desarrollar?

Echa un vistazo a nuestra página web Tarjetas de conversación creativas para encontrar más ideas.

¡A presentar! (10–20 minutos)

La búsqueda del tesoro virtual.

  • Busca un objeto cerca de ti que tenga una historia o un significado personal y compártelo.

La última foto (5–10 minutos; 1 minuto por persona)

Se trata de una versión modernizada del juego anterior.

  • Pide a los participantes que compartan una historia sobre la foto más reciente en su móvil que no esté seleccionada ni editada. ¡No vale hacer trampas! 

Conexiones rápidas (15 minutos)

 

 

 

 

Este juego va muy bien para generar confianza y sensación de comunidad de forma rápida porque da a los miembros del grupo algo que les une.

  • Primera ronda: crear salas de reunión al azar con dos personas en cada una. Déjales cinco minutos para que hablen sobre de dónde son y luego inventen un saludo secreto (o un conjunto de gestos para Zoom) inspirado en esa información.
  • Segunda ronda: recrea las salas auxiliares con diferentes parejas de miembros del equipo. Déjales cinco minutos para que se cuenten un fracaso reciente (ya sea algo menor o más importante) y luego pídeles que creen un lema de vida inspirado en esa información. 
  • Tercera ronda: recrea las salas de reunión aleatorias con diferentes parejas de miembros del equipo. Déjales cinco minutos para que se cuenten un éxito reciente (ya sea algo menor o más importante) y luego pídeles que creen un breve baile de celebración inspirado en esa información.

Paso 2. Simular la suerte del azar

Utiliza estas herramientas y ejercicios para simular los encuentros informales en el office.
En parejas
  • Prueba Donut, una extensión de Slack que forma parejas aleatoriamente con los miembros del equipo que pueden durar entre una y cuatro semanas y las anima a encontrar temas en común que no sean trabajo; o prueba Connections, un bot que ayuda a los miembros del equipo a conectar y crear vínculos fuertes utilizando temas informales, grupos de interés y agrupaciones aleatorias.
  • Haz parejas de forma aleatoria con Zoom para las salas auxiliares y asegúrate de que no haya siempre los mismos miembros del grupo juntos.
Trabajad de forma colaborativa como un equipo
  • Organiza una sesión de trabajo colaborativo con Zoom. Empieza con un punto de control de unos diez o quince minutos para saber en qué está trabajando todo el mundo. A continuación, pídeles que apunten en un documento su proyecto para poder hacer seguimiento. Poned música y trabajad juntos durante una hora. Comenta que, si alguien se bloquea, puede decirlo en voz alta para hablarlo con el equipo.
Actualizaciones de estado
  • Escribe actualizaciones semanales de estado asíncronas para asegurarte de que los miembros del equipo sepan en qué están trabajando los demás. Si hay algo que te llama la atención, pregunta. Si alguien está bloqueado, ayúdale.

Más recursos

Tres victorias fáciles

Desarrolla el hábito

  • A partir de ahora, da una cálida bienvenida a todos los asistentes y pide a las personas que participan en la reunión por primera vez que se presenten.
  • Al inicio de la reunión, deja entre cinco y diez minutos para charlar un rato.
  • Al cabo de unos meses, programa una sesión de coworking para todo el equipo o toda la empresa.